ChatGPT cumple un aniversario: aquí encontrará todo lo que necesita saber sobre esta innovadora innovación

Una de las cosas frustrantes de ChatGPT (y otros chatbots generados por IA) es que no recuerdan lo que les dijimos en sesiones anteriores. Esto significa comenzar desde cero con cada nueva conversación, presentándoles a usted mismo, su negocio o cualquier cosa que quiera que sepan y que no encontrarán en sus datos de capacitación o navegando por la web.

Bueno, parece que todo eso está a punto de cambiar. Y en lo que podría ser la actualización más importante hasta el momento, OpenAI, los creadores de ChatGPT, ha hecho precisamente eso. Recién anunciado Hay que darle memoria.

Pero si bien creo que esto será muy útil para los millones de personas que lo usamos todos los días, también plantea algunas preocupaciones importantes. ¿Qué tan confiable es esta memoria? ¿Qué significa para la privacidad de los datos? ¿Y estamos preparados para una inteligencia artificial que pueda desarrollar memorias a largo plazo, acercándola un paso más a la inteligencia humana?

¿Por qué ChatGPT necesita memoria?

Al igual que con la incorporación de la navegación web a las capacidades de ChatGPT el año pasado, la adición de memoria es más que una simple actualización incremental. Probablemente cambiará su comportamiento y sus habilidades de varias maneras.

Hasta ahora, cuando ChatGPT genera una respuesta, toda la información que debe tenerse en cuenta proviene de tres fuentes de datos: datos de entrenamiento, entradas del usuario durante la sesión actual y (si se utiliza el modo de navegación web) de Internet.

Efectivamente, esta actualización agrega un cuarto recurso: un almacén de memoria a largo plazo que permanece persistente entre sesiones y contiene información que podría hacer que sus respuestas en chats futuros sean más valiosas. Esto podría incluir, por ejemplo, el nombre del usuario, su profesión, sus gustos o disgustos personales.

READ  ATLAS y CMS se combinan para evaluar el quark top

Tener esta memoria a largo plazo como fuente adicional de información significa que los usuarios no tendrán que ingresar repetidamente estos datos cada vez que inicien una nueva sesión.

Esto significa que habrá menos necesidad de indicaciones largas y detalladas que se deben volver a ingresar en cada sesión para garantizar que brinden resultados consistentes.

ventana contextual

La ventana de contexto es el término técnico para toda la información que ChatGPT puede «ver» cuando crea sus respuestas.

Si alguna vez has tenido una larga conversación con él y has notado que eventualmente comienza a olvidar cosas que ya dijiste, es porque te estás quedando sin espacio en la ventana contextual. GPT-4, la forma más poderosa de ChatGPT, tiene una ventana de contexto de 8,192 Símbolos.

OpenAI aún no ha dicho si esta nueva memoria a largo plazo se cargará en la ventana de contexto existente o si la ventana de contexto se ampliará, convirtiéndola efectivamente en información «gratuita».

Ampliar la cantidad de información que ChatGPT puede procesar en una conversación significa que podrá realizar tareas más largas, complejas y detalladas.

¿Cómo mejorará esto la IA generativa?

Hay varias formas en las que dotar de memoria a largo plazo a una IA puede mejorarla como herramienta:

· Significa que puede mejorar su capacidad de aprender con el tiempo, ya que almacena información de interacciones pasadas y la utiliza para informar conversaciones futuras.

· Puede hacer más personales sus respuestas, conociendo al usuario y entendiendo detalles sobre cómo prefiere trabajar y resolver problemas.

· Se mejorará la continuidad de las conversaciones, ya que recuerdan hechos e información de chats anteriores sin necesidad de recordatorios.

READ  No caiga en la trampa del almacenamiento gratuito en la nube con una PC nueva

· Se acerca a la capacidad de proporcionar respuestas que demuestren inteligencia emocional, ya que puede construir una comprensión a largo plazo de las respuestas emocionales de los usuarios.

· Puede mejorar en la toma de decisiones, porque recuerda cómo las acciones e interacciones anteriores afectaron los resultados y los productos.

Todo esto también puede ayudarnos a fomentar un sentido más profundo de conexión con la IA, lo que en última instancia nos permitirá tomar mejores decisiones sobre asuntos relacionados con la IA. confianza.

¿Pero de qué deberíamos preocuparnos?

Con todos los beneficios, también hay una serie de preocupaciones importantes que deben abordarse.

Quizás lo más urgente sea la privacidad y seguridad de los datos. Dada la naturaleza de la información que queremos almacenar, la mayoría de estos nuevos datos serán información personal, cosas que son específicas de nosotros como usuarios y humanos. Por ejemplo, el comunicado de prensa de OpenAI dice que la herramienta evitará efectivamente la citación de datos confidenciales, como su información de salud, a menos que los usuarios se lo soliciten específicamente.

También dice que brindará a los usuarios un control detallado sobre qué información se puede conservar y qué información se les puede enviar para entrenar mejor sus sistemas. Esto puede parecer algo bueno, pero todavía tenemos que ver cómo se implementará en la práctica. Sólo podemos esperar que otras herramientas de inteligencia artificial, que ahora se apresuran a agregar memoria, también sean tan conscientes.

También existen preocupaciones éticas sobre determinar qué debe recordar u olvidar la IA. Incluso si el usuario tiene el control, es posible que la propia herramienta tenga que tomar decisiones cuando se trata de información personal sobre otras personas.

READ  La nueva cámara de seguridad Arlo Pro 5S 2K tiene mejor alcance inalámbrico y mejor duración de la batería

Otra preocupación, quizás a más largo plazo, es cómo afectará esto a la forma en que utilizamos la tecnología en general. ¿Nos acerca esto un paso más a la inteligencia artificial general? La memoria es una característica importante de la inteligencia humana normal, y aunque ChatGPT siempre ha tenido algún tipo de memoria (sus datos de entrenamiento pueden considerarse como tales), esto va un paso más allá al permitirle recordar cosas sobre las personas como individuos. Llegar a una comprensión plena de las implicaciones éticas y culturales será una tarea compleja.

Cualquiera que sea la forma en que acabemos abordando estas cuestiones, seguramente lo recordaremos como un avance importante en la historia de la IA, y ahora parece que la IA también lo recordará.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *