Isla Local

Isla Local Isla Local
clinica veterinaria de carlos tercero - clinica veterinaria de carlos tercero

Disgusto entre la población habanera provocó el cierre temporal de la Clínica Veterinaria José Luis Callejas Ochoa en la Avenida de Carlos III. La clausura se debió a la filtración […]

Disgusto entre la población habanera provocó el cierre temporal de la Clínica Veterinaria José Luis Callejas Ochoa en la Avenida de Carlos III.

La clausura se debió a la filtración de los techos y la acumulación de agua bajo las mantas que hizo brotar un peligroso hongo en las paredes de la instalación.

Lo que molestó más a los clientes que acuden al lugar para atender a sus mascotas no fue la decisión de Salud Pública, completamente justificada; sino la chapucería en la restauración de la instalación que concluyó en diciembre de 2017.

Para paliar la situación y que los clientes no se quedaran sin atención, los trabajadores de la clínica habilitaron tres consultorios próximos: el de Picota en La Habana Vieja, el de Manrique y San Rafael, y el de Valle y Hospital; los dos últimos en Centro Habana.

Protestan clientes en la popular tienda Carlos III de La Habana por los maltratos recibidos (+VIDEO)

Sin embargo, esto no detuvo la protesta de los clientes de la clínica, que en muchas ocasiones se trasladan desde lugares lejanos con sus animales enfermos y deben pagar cantidades considerables por el transporte.

Esta clínica atiende entre 70 y 200 animales diarios.

Por esa razón, la administración de la clínica negoció con Salud Pública y esta última le autorizó a brindar servicios en el ala del edificio que no había sido afectada por la chapucería de los constructores.

Mientras, en la otra parte del inmueble, una brigada trabajaba de forma acelerada para solucionar un problema que, en justicia, no debió nunca ocurrir.

A los seis días de haber sido cerrada la clínica (primero en su totalidad y luego de forma parcial) esta reabrió sus puertas.

Publicidad

Entre las medidas que se aplicaron en el ala contaminada se contaron: la aplicación de pintura impermeabilizante, raspar el hongo y ventilar el área donde se había acumulado la humedad.

En próximas semanas se prevé que otra brigada del Ministerio de la Agricultura regrese para levantar las mantas y revisar si existen salideros y grietas en la azotea.

Todo lo que debió hacerse antes de dar la obra por terminada… y pagar por ella a los que la ejecutaron.

Un alto funcionario del Ministerio de Agricultura justificó la chapucería en la ejecución anterior achacándola al “carácter parcial” de la impermeabilización anterior y a la “antigüedad” del propio edificio. Disparate que no sirve de consuelo a los dueños de los 200 a 300 animales que se atienden en la Clínica Veterinaria de Carlos III de forma diaria.

Se invirtieron casi 400 mil pesos entre el año pasado y lo que va de este año, pero no se ve.

Si se tiene en cuenta que los consultorios veterinarios ingresan alrededor de dos millones de pesos anuales y operan con utilidades de cientos de miles; las inversiones que se realizan en ellas deberían ser más serias y de mayor durabilidad.

Tampoco que los especialistas que allí desempeñan su labor carezcan del instrumental y el equipamiento óptimo para la atención de las mascotas.

Los ultrasonidos de urgencia, por ejemplo, sólo se le pueden realizar a los animales que no excedan las 20 libras de peso y por años los veterinarios no contaron tampoco con la posibilidad de realizar radiografías.

advertisement
Relacionado

Las 6 noticias más importantes en Cuba este 2018

Llega el último mes del año y se impone un recuento de aquello que ha constituido noticia en estos 12 meses. El inicio del ... [ Leer más ]

Asaltan al cubano dueño de la famosa joyería Grimal en La Pequeña Habana y le roban 70 mil dólares en prendas (+ Video)

De acuerdo a una información brindada recientemente por la cadena Telemundo 51, un cubano fue víctima de un asalto en La Pe... [ Leer más ]
Mas Compartido