Al fin una buena noticia para muchos cubanos en la isla que vieron como se escapaba su sueño de convertirse en ciudadanos españoles con la convocatoria a elecciones en la […]

Al fin una buena noticia para muchos cubanos en la isla que vieron como se escapaba su sueño de convertirse en ciudadanos españoles con la convocatoria a elecciones en la Madre Patria que hubo hace unos meses.

Pues después de resolverse el entuerto electoral, ahora la secretaria de Estado de Migraciones de España, Consuelo Rumí, anunció durante una reunión efectuada esta semana en la Comisión de Derechos Civiles y Participación del Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior (CGCEE) que la aprobación de una nueva Ley de Memoria Histórica, conocida popularmente entre los cubanos como Ley de Nietos, “será una prioridad” para el gobierno de Pedro Sánchez.

En este encuentro, celebrado en Madrid, se analizaron más de 60 propuestas para ser tomadas en cuenta por el nuevo presidente español y una de las más destacadas fue la relacionada con el acceso a la nacionalidad española de los emigrantes y los descendientes.

Para redactar esta nueva propuesta se contó con el asesoramiento Aurelia Álvarez, catedrática de Derecho Internacional Público de la Universidad de León y experta en nacionalidad, quien indicó en su presentación que la nueva Ley de Nietos, en caso de aprobarse, sería “más amplia que las anteriores y recogerá todas las demandas pendientes sobre la materia”.

Rumí dijo al respecto que este tema será una de las cuestiones pendientes que más prioridad tienen para el Gobierno español en encontrarle una solución. Sin bien aún queda por formar el nuevo gobierno, la funcionaria aseguró que este asunto es “prioritario”.

“Para el caso de los nietos de exiliados la ley tendrá determinadas condiciones que aún estamos estableciendo, pero sin dudas será todo un avance importante que va a eliminar la diferencia entre los que hayan nacido en España y los que no para considerarlos españoles de origen”, explicó la secretaria de Estado.

Publicidad

Hace apenas unos días el secretario general de Asunto Consulares y Migratorios de España, Javier Elorza, también habló al respecto de la aprobación de una nueva Leyde Nietos, aclarando que la versión que el Gobierno esta “barajando aprobar” solo daría la posibilidad de acceder a la nacionalidad española a los nietos de exiliados cuyos abuelos hubiesen salido de España entre los años 1936 y 1939.

Esto ha provocado la preocupación de muchos cubanos que conocieron de su declaraciones pues la disposición reduciría el acceso a la nacionalidad a un numero muy pequeño de descendientes.

Las palabras de Elorza no coinciden con lo expuesto por Rumí esta semana, quien se despidió del encuentro con la prensa asegurando que “cuando entre en vigor la ley, todas aquellas personas cuyo padre o madre tuvieron que renunciar a la nacionalidad ahora podrán obtenerla”.

“En la ley queda muy claro que a cualquier descendiente se lo va a considerar español de origen, independientemente del lugar en el que hayan nacido su padre o madre”, explicó, dejando claro que todos los hijos de españoles podrán obtener la nacionalidad y que al hacerlo podrán también transmitirla a sus hijos.

“El gran objetivo de la ley era dar una respuesta a los nietos, y la estamos dando, porque quien gobierne a España en el futuro, cambie o no el partido político, tendrá que cumplir con la nueva ley, y eso es muy importante”, concluyó la secretaria de Estado.

Publicidad
advertisement
advertisement