Análisis. La fortaleza económica de Cataluña se debilita tras cinco años de intento de secesión

  • El apoyo a la independencia se redujo del 49% en 2017 al 41%
  • Unas 3000 empresas trasladaron su domicilio social tras el referéndum
  • Madrid supera a Cataluña como la región con mayor PIB
  • El Gobierno separatista de Cataluña favorece el diálogo

BARCELONA (Reuters) – Cinco años después de que el intento de Cataluña de desvincularse de España conmocionara a toda Europa, el movimiento independentista lidia con divisiones internas, erosionando el apoyo popular y las consecuencias económicas del éxodo empresarial.

Cataluña perdió su lugar ante Madrid como la principal potencia económica de España después de que miles de empresas trasladaran sus sedes legales fuera de la región, por temor a que la campaña de secesión de 2017 dejara a Cataluña fuera de la Unión Europea y sus protecciones.

El apoyo a la independencia ha caído del 49% en el momento del referéndum al 41%, mientras que la coalición de gobierno regional de partidos secesionistas está en crisis en medio de desacuerdos sobre cómo proceder con la medida.

Las consecuencias sirven como una advertencia para el movimiento independentista en Escocia, que está presionando por otro referéndum el próximo año sobre la secesión del Reino Unido.

Gráficos de Reuters

Si bien los separatistas catalanes no se arrepienten de intentar separarse, han extraído lecciones de ello, incluida «la necesidad de más apoyo dentro de nuestra sociedad y más reconocimiento internacional», dijo Oriol Junqueras, líder del partido gobernante regional Eschera República de Catalunya (ERC). . ).

Junqueras era viceprimer ministro de Cataluña cuando la región celebró un referéndum de independencia que fue prohibido por un tribunal español. Las imágenes de la policía antidisturbios asaltando los colegios electorales se han difundido en todo el mundo con la perspectiva de una ruptura desordenada que se avecina.

READ  La deuda de las pymes españolas superó el 100% de los fondos propios, mientras que la rentabilidad cayó hasta el 2,8%.

El 27 de octubre de 2017, Cataluña emitió una breve declaración de independencia. El movimiento se desvaneció después de que el gobierno español impusiera un gobierno directo sobre la región autónoma.

Nueve líderes separatistas fueron condenados a largas penas de prisión, y Junqueras recibió la pena de prisión más larga de 13 años por sedición. Todos fueron indultados en 2021.

Unas 3.000 empresas trasladaron su domicilio social fuera de Cataluña en los seis meses posteriores al referéndum, según la consultora Informa. Entre ellos se encontraban bancos como Caixabank y Sabadell, la empresa de servicios públicos Naturgy y la empresa de telecomunicaciones Cellnex.

Mantuvo muchas oficinas administrativas en la región, pero la medida legal significó que se pagaron algunos impuestos en regiones rivales como Valencia y Madrid, Cataluña alberga menos eventos comerciales y las empresas extranjeras eligieron ubicaciones menos riesgosas.

Unos 30.000 puestos de trabajo no se crearon en Cataluña entre el tercer trimestre de 2017 y 2019 por motivos políticos y de seguridad, según BBVA.

Gillem López Casanovas, profesor de economía de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona y exconsejero del Banco de España, dijo que los movimientos de las empresas «fueron muy destructivos para la economía catalana y la situación no se ha restablecido».

El grupo de agua Aigües de Barcelona en Barcelona es la única gran empresa que se sabe que ha vuelto.

Un portavoz de Caixabank, el banco nacional más grande de España, dijo que su decisión de trasladar su sede registrada a Valencia era permanente.

Un portavoz del Sabadell dijo que la posibilidad de volver a Cataluña «no estaba sobre la mesa».

READ  ¿Quién es Javier Oliván, Next COO de Mita?

Caixabank, que dijo en 2017 que su traslado al domicilio social era «temporalmente» pero no ha vuelto, junto con Naturgy y Cellnex, declinó.

Josep Sánchez Lieber, presidente de la principal confederación empresarial de Cataluña, Foment del Tribal, dijo que Cataluña debería enviar «señales inequívocas» de que la seguridad jurídica está garantizada para alentar el regreso de las empresas.

Beneficios para Madrid

Madrid fue la principal beneficiaria de los disturbios.

La capital española ha superado a Cataluña como la región con el PIB más alto de 2017 a 2020. La inversión extranjera en Cataluña se ha desacelerado desde 2017, mientras que ha estado creciendo en Madrid.

El Gobierno catalán defiende su historial económico. La asesora de asuntos exteriores Meritsel Seret, que formó parte del gobierno de 2017, dijo que los movimientos de las empresas tenían en su mayoría motivaciones políticas y «no tenían impactos económicos significativos».

Destacó tasas de paro más bajas que Madrid y España y sectores industriales y tecnológicos fuertes.

Junqueras insistió en que el movimiento separatista catalán sigue siendo fuerte, destacando el aumento del número de diputados independentistas en la última década.

Dijo que la comunidad internacional había recomendado un enfoque más conciliador, a pesar de las diferencias entre los intransigentes del movimiento.

Al igual que Escocia, el movimiento independentista catalán ahora está presionando por otro referéndum, esta vez con la aprobación del gobierno español. Pero al igual que con el gobierno del Reino Unido y la candidatura de Escocia, España ha rechazado la propuesta hasta el momento.

«Estamos convencidos de que la negociación es la herramienta adecuada para resolver las disputas políticas», dijo Junqueras.

READ  Los países de la UE-mediterráneos piden una acción global sobre la crisis climática

(Reporta Joan Fauss). Información adicional de Jesús Aguado y Belén Carreño en Madrid; Editado por Charlie Devereux y Andrew Cawthorne

Nuestros criterios: Principios de confianza de Thomson Reuters.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *