A medida que suben los océanos, ¿algunas naciones están condenadas a desaparecer?

Esta foto tomada el 18 de septiembre de 2022 muestra una sección erosionada a orillas del río Padma en Munshiganj. – Agence France-Presse / archivo

EE. UU.: Si Maldivas y Tuvalu son barridos por el aumento del nivel del mar, ¿se borrarán estos dos países del mapa? ¿Y qué pasa con sus ciudadanos?

La posibilidad ya no es ciencia ficción a medida que aumenta el calentamiento global, lo que plantea un desafío sin precedentes para la comunidad internacional y amenaza a pueblos enteros con la pérdida de su tierra y su identidad.

“Esta es la mayor tragedia que puede enfrentar un pueblo, un país y una nación”, dijo Mohamed Nasheed, expresidente de Maldivas. Agencia de prensa de Francia.

Según los expertos en clima de las Naciones Unidas, el nivel del mar ya ha aumentado de 15 a 25 centímetros (seis a 10 pulgadas) desde 1900, y el ritmo de aumento se está acelerando, especialmente en algunas regiones tropicales.

Si las tendencias de calentamiento continúan, los océanos podrían aumentar 1 metro (39 pulgadas) más alrededor de las islas de los océanos Pacífico e Índico para fines de siglo.

Este es aún menos que el punto más alto en las naciones insulares más pequeñas y planas, pero el aumento del nivel del mar acompañará un aumento de las tormentas y las mareas: la contaminación del agua y la tierra con sal hará que muchos atolones sean inhabitables mucho antes de que sean cubiertos por el mar.

Según un estudio citado por el Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de las Naciones Unidas, cinco países (Maldivas, Tuvalu, Islas Marshall, Nauru y Kiribati) podrían volverse inhabitables para 2100, creando 600.000 refugiados apátridas.

«ficción jurídica»

Es una situación sin precedentes. Los países, por supuesto, han sido borrados del mapa debido a las guerras. Pero Somodo Atapatu, de la Universidad de Wisconsin en Madison, señaló: «No hemos tenido una situación en la que las naciones actuales hayan perdido por completo su territorio debido a un evento físico o eventos, como el aumento del nivel del mar o el clima extremo». eventos.»

READ  China advierte a Indonesia contra la perforación en aguas reclamadas por Beijing

Pero la Convención de Montevideo sobre Derechos y Deberes de los Estados de 1933, un referente en el tema, es clara: un estado consiste en un territorio definido, una población permanente, un gobierno y la capacidad de relacionarse con otros estados. Entonces, si el área es tragada, o nadie puede vivir de lo que queda, al menos un criterio falla.

Atapattu agregó: «La otra cosa que argumento es que el estado es una ficción legal ficticia que creamos a los efectos del derecho internacional. Entonces, deberíamos poder idear otra ficción que incluya a estos países que están aislados del territorio».

Esta es la idea detrás de la iniciativa “Rising Nations” lanzada por varios gobiernos del Pacífico en septiembre: “Convencer a los miembros de las Naciones Unidas para que reconozcan a nuestra nación, incluso si nos ahogamos bajo el agua, porque esa es nuestra identidad”, el primer ministro de Tuvalu, Kausea Natano. , explicado a Agencia de prensa de Francia.

Algunas personas ya están pensando en cómo podrían funcionar los Estados-Nación 2.0.

«Puedes tener un lugar, la gente en otro, el gobierno en tercero», dijo Kamal Omkaran, director general del Centro para la Movilidad Climática Global de la Universidad de Columbia. Agencia de prensa de Francia.

Esto requeriría primero una «declaración política» de las Naciones Unidas, y luego un «tratado» entre el país amenazante y el «país anfitrión», listo para recibir al gobierno en el exilio en algún tipo de embajadas permanentes. Los residentes, que pueden estar en ese estado o incluso en un país diferente, tendrán doble ciudadanía.

Amagran, exfuncionaria de la ONU, también llama la atención sobre la ambigüedad de la Convención de Montevideo: «Cuando hablas de tierra, ¿es tierra seca o tierra húmeda?»

READ  Bélgica toma el relevo en busca de un tope en el precio del gas

Los humanos son ‘demasiado buenos’

Con 33 islas repartidas en un área de 3,5 millones de kilómetros cuadrados (1,3 millones de millas cuadradas) en el Océano Pacífico, Kiribati, pequeña en términos de superficie terrestre, tiene una de las Zonas Económicas Exclusivas (ZEE) más grandes del mundo.

Algunos expertos dicen que si se mantiene esta supremacía marítima, el estado no desaparecerá.

Si bien algunas islas ya están siendo arrasadas a medida que las playas retroceden, la congelación de las ZEE preservará el acceso a recursos vitales.

En un anuncio de agosto de 2021, los miembros del Foro de las Islas del Pacífico, incluidos Australia y Nueva Zelanda, anunciaron que sus áreas marinas «continuarían aplicándose, sin reducción, a pesar de cualquier cambio físico asociado con el aumento del nivel del mar asociado con el cambio climático».

Pero incluso a medida que aumenta el nivel de los océanos, algunos simplemente no considerarán abandonar su país amenazado.

“Los humanos son muy hábiles, encontrarán formas flotantes… de vivir en este lugar exacto”, dice Nasheed, el exlíder de Maldivas, señalando que las personas podrían refugiarse en ciudades flotantes.

No está claro cómo estos países encontrarán recursos para tales proyectos. El tema de la financiación de «pérdidas y daños» por los efectos del calentamiento global será un tema apremiante en la COP27 en Egipto en noviembre.

Incluso cuando expertos como Amacran abogan por el «derecho a sobrevivir» de las personas que no quieren dejar su legado, agrega: «Siempre se necesita un plan B».

En ese contexto, llamó a iniciar un proceso «político» «cuanto antes» para preservar el futuro de los países inhabitables «porque dan esperanza a la gente».

READ  La herramienta ofrece a los inversores información sobre cómo las empresas se alinean con los objetivos de las Naciones Unidas.

Advierte, sin embargo, que la incertidumbre actual “crea amargura y caos, y al hacerlo mata a una nación ya un pueblo”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.